Este sitio no continuará actualizándose. Todos los artículos se encuentran aún disponibles en el siguiente espacio.

Regístrate con tu red social favorita para dejar tus comentarios, compartir y marcar tus favoritos.

Infografías: 

¿Cómo esconderte de las búsquedas de Google?

big brother eye

Cómo mantener tus cosas privadas en privado

Mientras el buscador de Google es la mayoría de las veces una fuerza del bien, el ojo que todo lo ve y que todo lo sabe, también conoce tus más oscuros secretos. Desde avergonzantes entradas de blog de la adolescencia  y perfiles de redes sociales en desuso, hasta los más mínimos detalles fotográficos de una noche de borrachera. Si no tienes cuidado en línea, esto podría volverse un desastre.

 Como cualquier hermano mayor, Google no nos juzga por nuestros pecados como cualquier hermano querido. 
Google no juzga nuestros pecados, sólo los almacena en su memoria para que alguien pueda tropezarse con ellos; como se dice, un posible empleador o ese amigo al que le gustaría “molestarnos” algún día.

Si tienes algo que esconder, entonces ya es hora de borrar esos rastros. Puedes usar el enfoque de Ron Swanson, o seguir esta guía sencilla de cómo hacerlo.

1. Googleate tú mismo

Si estás tratando de esconderte del buscador de Google, lo primero que debes saber es contra qué te enfrentas. Revisa las primeras páginas de los resultados en la búsqueda de Google para ver si apareces y en dónde, solo asegúrate de utilizar comillas cuando escribas tu nombre para obtener resultados más específicos. Recuerda, todo el mundo usa Google, por lo tanto piensa cuidadosamente como tu huella digital en línea podría ser vista en un contexto profesional.

how-to-ungoogle-yourself-goexplore1

Googlear tu propio nombre no es cuestión de vanidad

2. Escóndete en las redes sociales

Hacer que tus cuentas en Facebook y en Twitter sean privadas es lo primero que debes hacer para evitar aparecer en las búsquedas de Google. Es muy fácil, sólo edita las opciones de privacidad en el menú de ajustes y en Facebook asegúrate de seleccionar la opción “Sólo amigos” en todo lo que sea visible. Al igual que tu propio perfil, también es útil pensar en lo que publicas en otros lugares de Facebook y otras redes sociales ya que cualquier cosa colocada en grupos públicos sigue siendo accesible a través de motores de búsqueda.

3. Deja de usar tu nombre completo

Si te preocupa que tus colegas encuentren tus fotos de la universidad, entonces una opción puede ser usar una versión abreviada de tu nombre. Ya sea en medios sociales, foros en línea o un trabajo personal, usar un alias diferente dejará de mostrarte en los resultados de búsqueda de Google.

Si por casualidad, un extraño que tiene tu mismo nombre es popular en Google y te preocupa causar confusión, piensa en añadir un segundo nombre o una inicial para diferenciarte

4. Contacta a los webmasters

El contenido de la web no siempre está en tus propias manos, y si una foto o información personal aparece en el sitio web de alguien más, es más difícil removerlas. Sin embargo; enviar un correo formal al dueño del sitio o al web master debería ser suficiente para quitar el contenido ofensivo o dañino. No seas muy agresivo en tu petición, es más probable que se resuelva fácilmente ya que no quieres agraviar a la persona que tiene el control.

5. Crea contenido

Finalmente una gran manera de manipular los resultados de búsqueda de Google es tomar control de tu presencia en línea. Aun si no los vas a usar, crea perfiles en Twitter, Facebook y LinkedIn ya que siempre aparecen de primero en las búsquedas de Google y los otros resultados no serán tan relevantes. También puedes considerar crear un blog profesional o un sitio web para incrementar tu presencia en línea.

Foto: JuliusKielaitis/Shutterstock.com

Artículos Relacionados

[ccode]
Si, deseo que me envíen las
últimas novedades de ESET

¿Quieres recibir las mejores historias de Go Explore mensualmente? Ingresa tu dirección de correo electrónico aquí para suscribirte

¿Viste algo increíble en la web?
¿Viste algo increíble en la web?